Nuevo lenguaje mediático

“Les mots et leur syntaxe, leur signification,
leur forme externe et interne ne sont pas des indices
indifférents de la réalité, mais possèdent
leur propre poids et leur propre valeur.”
(Roman Jakobson, [1])

 

 

Nuevo Campo Mediático. Constantemente en cambio, continuamente mediático. ¿Dónde están las relaciones mediáticas de las que hablaba el autor?, ¿Quiénes son actualmente los participantes?, ¿Cuál es el escenario? Preguntas que se vienen a la cabeza cuando miras el -actual- campo mediático.

 

Si bien es cierto que la sociedad es cultura y la cultura es cívica todas en sí mismas son propias del ser humano. Propias y creadas. ¿Cuál es, entonces, la autonomía por la que luchar?, ¿Y la unidad estructural a la que llegar? La importancia del discurso, en este punto, radica en su totalidad pues no hay nada más inherente al ser humano que su capacidad de enlazar ideas y hacerlas palabras.

 

Tanto que el lenguaje es cultura el discurso también lo es, siendo ambas evolutivas y cambiantes. El estudio del discurso ha sido tan reflexionado como estudiado, así como Saussure habla de los signos lingüísticos esenciales dentro del texto, Bourdieu muestra el discurso como una marca social. Pudiendo ser ambas perfectamente complementarias. L. E. Alonso señala que “el mercado lingüístico conforma el campo de la interacción con sus leyes particulares de aceptabilidad de los discursos y prácticas lingüísticas, como un conjunto de relaciones de fuerza y dominación lingüística; mercado donde se hacen valer capitales lingüísticos y simbólicos provenientes de posiciones sociales consolidadas, a partir de estrategias expresivas.” [2] Podemos hacer alusión a que los valores simbólicos y, por tanto, lingüísticos de ese mercado discursivo varían dependiendo de la temporalidad cultural, en la que nos encontremos, pese a que Bourdieu dictamine que “aceptar el modelo saussureano y sus presupuestos, es tratar el mundo social como un universo de interacciones simbólicas y reducir la acción a un acto de comunicación que, como la palabra de Saussure, está destinada a ser descifrada por medio de una cifra o un código, lengua o cultura.” [3] Por ende, el lenguaje será destinado y descifrado dependiendo del tiempo y la cultura dejando a preguntar cuál sería el mercado lingüístico de este momento en el que prima la comunicación digital y en el que como menciona Maffei “se comunica con los dedos, como en los albores de la comunicación humana, cuando realmente también se empleaban las manos y los brazos, por no hablar de la mímica social.” [4] Cabe mencionar como respuesta las siguientes palabras de Bourdieu “la ciencia de los discursos como pragmática sociológica ocupa hoy un lugar vacío; esta ciencia, en efecto, se aplica a descubrir en las propiedades más típicamente formales de los discursos los efectos de las condiciones sociales de su producción y circulación.” [5]

 

¿Qué importancia le damos a los discursos cuando en sí mismos, también, son mercados?, ¿Cómo cambian las relaciones entre agentes humanos y robotizados? He aquí la importancia de dotar de especial importancia a la codificación del nuevo mercado lingüístico, de estos nuevos agentes, incluidos en la Inteligencia Artificial.  La digitalización del discurso ha modificado las relaciones “la globalización se encuentra en una evolución y una progresión plenas y dinámicas. Ha cambiado las relaciones internacionales, sociales y económicas e incluso el comportamiento humano, los deseos, las relaciones familiares y el lenguaje. La posibilidad de comunicarnos con todos a través de los instrumentos digitales ha perjudicado a la palabra” [6]. Así como con el clásico modelo discursivo, sin embargo, el lenguaje sigue siendo primordial para todo tipo de relaciones, el lenguaje y la comunicación son poder, son memoria, son historia y son cultura. El lenguaje nos muestra pero también nos representa, como indica Bourdieu “el lenguaje se limita a representar esa autoridad, la manifiesta, la simboliza…el uso del lenguaje, que implica tanto la manera como la materia del discurso, depende de la posición social del locutor…Pues es el acceso a los instrumentos legítimos de expresión, y, por tanto a la participación en la autoridad de la institución, lo que marca toda diferencia” [7], palabras del autor que se podrían trasladar a la globalizada red de comunicaciones del día de hoy.

Por tanto, ¿Cuál es la capacidad cultural, el campo mediático, de un agente que es tanto medio como -nuestro actual – campo mediático?, ¿Dónde se reconoce ese discurso de poder?

 

[1] Watzalawick, P., “El lenguaje del cambio”, Herder, Barcelona, 2002, pág. 17.
Traducción personal: “las palabras y su sintaxis, su significación, su forma externa e interna no son indicios indiferentes a la realidad, pero poseen su propio peso y valor.”

[2] Alonso, L. E. “Pierre Bourdieu, el lenguaje y la comunicación: de los mercados lingüísticos a la degradación mediática”, pág 3. Recuperado de: http://www.unavarra.es/puresoc/pdfs/c_tribuna/TL-Alonso-lenguaje.PDF

[3] Bourdieu, P., “¿Qué significa hablar? Economía de los intercambios lingüísticos”, AKAL, (Móstoles) Madrid, 1985, pág. 11.

[4] Maffei, L., “Elogio de la rebeldía”, Alianza Editorial, Madrid, 2017, pág. 22.

[5] Bourdieu, P., “¿Qué significa hablar? Economía de los intercambios lingüísticos”, AKAL, (Móstoles) Madrid, 1985, pág. 107.

[6] Maffei, L., “Elogio de la palabra”, Alianza Editorial, Madrid, 2020, pág. 76.

[7] Bourdieu, P., “¿Qué significa hablar? Economía de los intercambios lingüísticos”, AKAL, (Móstoles) Madrid, 1985, pág. 69.

 

 


Ana Sánchez-Bayo

Graduada en Ciencias Políticas y con un máster en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, ha trabajado en entornos multiculturales tanto en el ámbito público como en el privado.
Comparte este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Next Post

Por más Estado ante la covid-19

Que los Estados y el funcionamiento de sus burocracias, han conformado uno de los núcleos prioritarios de impulso y despliegue del neoliberalismo como algo más que un modelo de producción global, es algo que hoy en día, a pesar de las resistencias de algunos, ha quedado perfectamente visible. La globalización […]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies